Notas > AUTOS & ESTILOS > SALA DE MÁQUINAS - CONSEJOS PARA MANEJAR EN INVIERNO
1337-459-maquinas-banner.jpg
PACIENCIA Y EL AUTO EN CONDICIONES. Está llegando el invierno y el manejo habitual se hace más dificultoso: desde las plantas de poder de los automóviles que deben ser encendidas y dejadas “en ralentí” hasta que los metales tomen la temperatura adecuada (optimiza el gasto de combustible y prolonga la vida del motor), hasta el manejo en calles y rutas que es totalmente distinto: desde el agarre o “grip” de los neumáticos, hasta los vientos, muchas veces más fuertes, que tienden a modificar el comportamiento del vehículo en la ruta.
 
por CARLOS DANIEL ARENA

¿Qué hacer? Vaya a un buen taller mecánico y revise en forma general el auto y ponga a punto todos sus elementos. Verifique la ruta y tenga objetos a bordo que le faciliten la tarea: lleve una tabla para apoyar como base el cricket “o gato”, como le decimos por estos lares. Lleve cuarta y balizas. Haga revisar y cambiar cables de freno, embrague y acelerador (si su auto tiene unos años)
Si va a zonas de nieve, lleve cadenas; cómprelas aquí: hay casas especializadas en la zona de Warnes.
¿Va a transitar sobre hielo? Para empezar evite viajar sobrecargado de peso, todos los elementos deben ir bien atados, sobre todo si van en el portaequipajes. Lleve un par de guantes y una capa de abrigo o “chubasquero”, como le dicen en España. Prepare el itinerario y sepa a cada instante a cuánta distancia está de la estación de servicio más próxima. Ayudan muchísimo los excelentes mapas de la Dirección de Cartografía del ACA. Procúreselos.

EN NIEVE. Para que el auto no deslice cuando se arranca sobre una superficie resbaladiza o de baja adherencia no acelere de golpe, hágalo en segunda y suavemente (la primera es sólo para mover el vehículo). Si la cola del auto tiende a irse a la banquina (sobreviraje) gire con rapidez el volante en el mismo sentido del desplazamiento para equilibrar el momento de fuerzas y de esta manera no va a realizar ningún trompo, pero si hay subviraje (se va de trompa), entonces, deberá soltar el acelerador y volantear hacia el exterior (sin movimientos bruscos), pisando el freno muy suavemente, para de esta forma recuperar la adherencia.
Tome las curvas con precaución, reduzca la velocidad antes y no en medio de la misma, mientras que la acción sobre el volante debe ser flexible pero firme, y siempre tomando el mismo con las dos manos. Si el auto sobrevira, acelere levemente y recuperará la trayectoria. En pendientes, use la primera o la segunda (según el ángulo de inclinación de la misma), utilizando entonces el freno motor en vez de “bombear” el pedal de freno; mientras que en las trepadas deberá utilizar marchas más largas y en forma constante.

FRENADA DE EMERGENCIA. Sin ABS y sobre suelo resbaladizo, pise embrague y freno y continúe en forma recta, reduzca la presión sobre ambos pedales para evitar el bloqueo, poder girar el volante y eventualmente evitar un choque. Si su auto tiene ABS pise a fondo ambos pedales (freno y embrague) y no los suelte, gire el volante con un movimiento rápido en el momento justo.
Sobre nieve el tema se pone más “peliagudo”. Evalúe la distancia de frenado con anticipación, y utilice ambos frenos: motor y pedal de freno para evitar el bloqueo. Si este se produce, suelte el freno y recuperará la adherencia: luego acelere suave y no como en un F1.
Si pasa por un charco grande de agua se puede producir el “planeo sobre el agua” o acquaplanning, las ruedas al girar “locas” sobre la superficie del agua pierden totalmente la adherencia: no toque el freno, agarre firmemente el volante y girándolo suavemente sin movimientos bruscos recuperará la trayectoria ideal del vehículo: no trate de imitar al campeón mundial de Rally, Sebastián Loeb, cuando corre sobre nieve: él tiene un vehículo preparado por un ejército de ingenieros para tal fin y neumáticos especiales para competición en nieve.
Verifique las luces, el nivel de aceite, lo mismo que el anticongelante. También la carga de la batería: al hacer arrancar en frío el motor con temperaturas bajas tiene un esfuerzo adicional. Si la temperatura baja a varios grados bajo cero, conviene sacarla, dejarla en el interior de la casa, y volverla a colocar al otro día. Volviendo al anticongelante: no complete nunca el nivel con agua, ni siquiera destilada: se congela y no sirve.
Compruebe el funcionamiento de alternador: cables, bornes y nivel de los vasos de la batería, que sí deberán ser llenados con agua destilada. Revise el estado de los filtros, su estado y sobre todo si tiene colocados “los de invierno”.

Fotos
Izquierda:
La Flia. López Trulos (grandes lectores de C&C) nos envían esta foto familiar desde el Parque Nacional de Yosemite, en los EE.UU. Note la concentración del Sr. López Trulos mientras maneja la Van.
Derecha: No intente viajar sobre la nieve como si fuese el Campón Mundial Loeb con su C4 en el Rally de Finlandia. Su auto no tiene suspensiones ubicadas para nieve y viaja con su familia. Cuidado, prudencia y buena distancia con el que lo precede.


Inicio | Notas | Quienes Somos | Publicidad | Distribución | Staff | Ediciones Anteriores | Mapa de Sitio | Contacto | BUSQUEDA
AUTOS & ESTILOS | TURISMO | VINOS & GOURMET | AGENDA C&C | PARA TENER EN CUENTA | SALUD & ESTETICA | DEPORTES | TEMA DEL MES | DECO | SERVICIOS | BUSQUEDA
146-19-beaches-200.jpg